Conclusiones.

Diapositiva A y B:

No sorprende el hecho que el alumnado de ESO tienda a asignar la profesión de piloto a los hombres y la de azafato/a a las mujeres. El dominio masculino de esta profesión puede ser la causa de esta concepción. En las imágenes A1 y A2, pilotos, no se reconocen por igual. Es más fácil ver la profesión de piloto en Patrick Biedenkapp, A1, por el hecho de ser hombre, que en Maria Fagerström, A2. El efecto Halo de sus atractivos físicos y juventud entra en conflicto con el caso de Maria Fagerström por el hecho de ser mujer.

Sin embargo, en EP la profesión de piloto se relaciona con Patrick Biedenkapp (A1), pero también con Lone Droscher (A2). La razón pudiera estar en el hecho de que Lone Droscher aparente mayor edad que el resto de personajes de la misma diapositiva y esto imprime un Halo de responsabilidad más compatible con la profesión de piloto. En el caso de Fran (A3) se identifica fácilmente como azafato, no así en ESO, con lo que se puede concluir que en edades tempranas que cuesta más atribuir una profesión masculina a una mujer que una femenina a un hombre. Así y todo, a partir de ESO sí parece claro que las preconcepciones machistas se refuerzan y no se identifican a las mujeres como pilotos ni a los hombres como azafatos.

 En la Diapositiva B se manifiesta claramente como al presentar a cuatro jóvenes, dos hombres azafatos y dos mujeres pilotos, los escolares de EP reparten su elección por igual sin que ninguna imagen destaque sobre las demás. No obstante, al llegar otra vez a ESO se vuelve a designar erróneamente como azafatas a los pilotos Victoria Zugazaga (B1) y Shaesta Waiz (B2) y como pilotos a los tripulantes de cabina a Santos Merino (B2) y Eneko Urbizu (B3) por el hecho de ser hombres. Por todo ello, a partir de ESO sí parece claro que los estereotipos machistas se refuerzan y no se identifican a las mujeres como pilotos ni a los hombres como azafatos.

La causa es fácil de encontrar. El diario El Mundo publicó el 21 de enero de 2017 un artículo de Jessica Nieto bajo el título ¿Por qué sólo un 3% de los pilotos son mujeres? En él sostiene “en España sólo hay 198 mujeres piloto, de los cerca de 6.000 que existen en nuestro país, según datos del Sindicato Español de Pilotos de Línea Aérea (SEPLA). A nivel mundial, sólo el 3% de los pilotos son mujeres”. Casi dos años después, un artículo del 23 de octubre de 2018 de la agencia EFE y basándose en la misma fuente (Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas, SEPLA) afirma que “Las mujeres piloto suponen el 4,5% de este colectivo en España” pero el número de mujeres piloto en el mundo, según el mismo artículo no es mucho mayor llegando solo al 5 %. Estos dos artículos ponen de manifiesto una realidad muy concreta, el hecho de que la profesión de piloto es claramente masculina y esto condiciona nuestra visión de la realidad.

Por otro lado, la RAE ya contempla el término azafato, igual que el de azafata, pero no el de pilota, donde la forma correcta es “la piloto”. La razón que se esgrime es que la utilización del término “pilota” es esporádica y no procede su aceptación. “Cabría registrar ese femenino, la pilota, si los hablantes decidieran ponerlo en circulación y generalizarlo en el uso, pero por el momento no se detecta esa tendencia en la lengua actual”, argumenta Elena Hernández, directora del Departamento Español al Día de la RAE.

Diapositiva C:

A pesar del prestigio de ambas profesiones, existe la tendencia en EP a considerar a los enfermeros/as como personas más jóvenes y los médicos con mayor edad. El llegar a ESO cambia la percepción. Por un lado, tiende a obviarse la edad, aunque por otro lado, los rasgos más femeninos, como los cabellos largos, melenas onduladas parecen relacionarse mejor con la profesión de enfermera mientras que los hombres o mujeres con un aspecto más andrógino se relacionan con los médicos.

 Diapositiva D:

Sorprende el hecho de que mayoritariamente a partir de 4º de EP se atribuye por error la condición de refugiados a José Francisco Peña Gómez (imagen D1) y Theodore Hoskins (imagen D2) por el hecho de ser afrodescendientes. Antes, en los tres primeros cursos de EP las asignaciones se reparten uniformemente no destacando ningún personaje, tal vez porque a estas edades los/as escolares viven ajenos/as a la problemática de la migración. A de Edward Joseph Snowden (imagen D4) mayoritariamente se le considera político y no se le relaciona como una persona con asilo político o refugiado.

Diapositiva E:

Al igual que en el caso de la anterior diapositiva se manifiestan los estereotipos por cuestión de etnia. Phumzile-Mlambo-Ngcuka directora ejecutiva de Naciones Unidas para la Igualdad de Género y Empoderamiento de las Mujeres- el alumnado le atribuyen de forma mayoritaria el rol de empleada de hogar por ser afrodescendiente. En este caso el efecto Horn se manifiesta haciendo predominar los estereotipos por cuestión de etnia. Además, el aspecto sin maquillar y escasa joyería hace que alumnos/as de EP no reconozcan a mujeres ejecutivas como tal, lo contrario que ocurre en la ESO

Como conclusión final se puede afirmar que el sexo, para determinadas profesiones, la edad, la etnia y los complementos, como joyería y maquillaje, pueden generar prejuicios a partir de la ESO, 12 años de edad.

La solución pasa por no fiarse de la primera impresión y tener más experiencias para ver si se mantiene la misma opinión, tratando de ser lo más objetivo posible; también compartir impresiones con otras personas de confianza sobre su opinión acerca del individuo cuestionado. En ocasiones, una persona es juzgada positivamente y otra persona lo hace de forma negativa, y a la inversa. Por último, si sucede con frecuencia dejarse llevar por estos efectos Halo y Horn, puede generar consecuencias desagradables, ya que es posible que originen grandes decepciones con los demás, por la idealización si se es víctima del efecto Halo, o convertirse en personas desconfiadas y negativas si se es víctima del efecto Horn.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s